Chavecismo y polarizacion social.

Autor:Oropeza, Angel
Cargo:Apoyo social a Agenda Constituyente propuesta por el presidente Hugo Chavez

Resumen

Este trabajo busca identificar las fuentes de apoyo popular a la Agenda Constituyente propuesta por el Presidente Chávez. Las evidencias empíricas parecen confirmar que no hay asociación entre las variables socioeconómicas y el grado de acuerdo o no con las propuestas presidenciales, lo que en principio negaría la hipótesis que son los sectores más desfavorecidos quienes estarían a favor de dichas propuestas. Lo que sí tiene relación con el grado de apoyo o simpatía hacia la Agenda Constituyente propuesta por el Presidente es la afiliación política de las personas y el hecho de por quién votó en las elecciones presidenciales de 1998.

Al analizar concretamente algunos de estos temas se observa cómo cuando estos afectan a terceros (Congresos, Asambleas Legislativas, Militares), la población tiende a brindarles un mayor apoyo que cuando los perciben más cercanos a su situación particular (por ejemplo, la reducción de los Estados). Ello podría estar sugiriendo que los apoyos al proyecto gubernamental en modo alguno son irrestrictos y se encuentran condicionados por la evaluación que los individuos hacen de aquello que los afecta.

Palabras Claves: Apoyo Político, Afiliación Política, Agenda Constituyente.

Abstract

This article looks for the identification of the sources of popular support to the Constituent Agenda proposed by President Chávez. The empirical evidence seems to confirm that there is no association between the socioeconomic variables and the degree of agreement or disagreement with the presidential proposals, contradicting the hypothesis that the impoverished sectors are those who in principle would be in favor of these proposals. What indeed has relationship with the degree of support of sympathy toward the Constituent Agenda proposed by the President is the political affiliation of each one and the way they voted in the presidential elections of 1998.

When analyzing some of these topics in particular it is observed that as long as political decisions affect third parties (Congress, Legislative Assemblies, Military personnel), the population has a tendency to offer them larger support that when they are perceived nearer to one's own particular situation (for example, the reduction of the States). That would suggest that the support to the government project is in no way irrevocable, and that it is conditioned by the evaluation the individuals make of what affects them more directly.

Keywords: Political Support, Political Affiliation, Constituent Agenda.

Résumé

Ce travail cherche á identifier les sources d'appui populaire de l'Agenda Constitutionnelle proposée par le Président Chávez. Les évidences empiriques semblent confirmer qu'il n'y a pas de rapport entre les variables socio-économiques et le degré d'acceptation des propositions présidentielles. Ceci nierait, en príncipe, l'hypothése selon laquelle on dit que les secteurs les plus défavorisés sont en faveur de l'Agenda. L'affiliation politique des personnes et les résultats des élections présidentielles de 1998 ont un rapport avec le degré d'appui vers l'Agenda Constitutionnelle proposée par le Président.

Au moment d'analyser concrétement quelques-uns de ces thémes, on regarde comment l'appui affecte á des tiers (le Congrés, les Asemblées Legislatives regionales et les Forces Armées). En fait, la population tend á offrir un appui plus fort au moment oú ils perçoivent que ces tiers --la sont plus proches de sa situation particuliére (par exemple, la réduction du nombre de états).

Mots Clés: Appui Politique, Affiliation Politique, Agenda Constitutionelle

  1. CHÁVEZ Y LA ASAMBLEA CONSTITUYENTE

    Después de su victoria electoral en 1998, Hugo Chávez transformó al "Soberano", término que utiliza con frecuencia para referirse a la población, en una herramienta clave para promover los cambios políticos que había prometido llevar a cabo. En ese sentido, como primer acto de gobierno promulgó un decreto en el cual se ordenaba someter a la consideración de la población la necesidad de convocar una asamblea constituyente que tendría como función dotar a la República de una nueva constitución.

    De esa forma, sentó las bases para la realización del primer referéndum consultivo en la historia del país.

    Este evento estuvo primordialmente motorizado por el presidente, quien dedicó buena parte de sus esfuerzos a promover un voto afirmativo, explicando profusamente el alcance de la asamblea constituyente como parte del proceso transformador que se iniciaba con el nacimiento de la así llamada Quinta República, periodización efectista calificada como antihistórica por renombrados historiadores (v. Caballero 2000) y derivada del nombre del movimiento político chavecista.

    Dado que la mayoría del electorado decidió no participar en la consulta (62%), Chávez obtuvo un contundente apoyo de la minoría que sí apoyaba su proyecto. De esa forma, se abrió el camino para la convocatoria a la elección de lo que sería la Asamblea Nacional Constituyente. Nuevamente, el máximo líder del movimiento promovió lo que sería parte de la agenda constituyente y se dedicó con incansable esfuerzo a seleccionar y respaldar a sus candidatos a formar parte de ese cuerpo, entre ellos sus familiares, compañeros golpistas y amigos más cercanos.

    En su campaña electoral, el Polo Patriótico --haciendo suya la tradicional práctica "del tubo" aplicada antes por los demonizados partidos del antiguo régimen-- utilizó unas "chuletas" que se conocieron como "Kinos de Chávez", en alusión a la popular lotería. En otras palabras, aunque la elección era uninominal, se utilizó un mecanismo que sustituyó programa por símbolo --en este caso la boina roja de los paracaidistas, emblema de Chávez-- a fin de incentivar el voto clientelar por sobre el racional y maximizar así el número de escaños del movimiento chavecista en la asamblea. Esta estrategia tuvo un éxito rotundo y por lo tanto, el grupo de partidos y movimientos aglutinados alrededor del presidente Chávez obtuvo 92 por ciento de los puestos en disputa para integrar la Asamblea Nacional Constituyente.

    Al mismo tiempo, la Asamblea comenzaba definir su agenda en función de las "Ideas para una Constitución Bolivariana" (1999) que Chávez había presentado a la opinión pública. El tema de la participación de los militares en política, junto a la eliminación del Congreso bicameral y las Asambleas Legislativas de los Estados, disminución del número de Estados, el cambio del nombre de la República y la creación de un poder moral fueron, entre otros, los temas presentados y debatidos en los actos políticos y en los medios de comunicación de masas (v.www.eluniversal.com/politica/ANC, passim)

  2. EL DISCURSO POLARIZANTE DE CHÁVEZ

    Desde antes de resultar electo Presidente de la República, Hugo Chávez se ha caracterizado por el uso de un discurso muy radical y en el cual suele hacer un llamado al "soberano" para que lo apoye en el proceso de barrer con la "vieja política". Este discurso se halla plasmado en una serie de alocuciones y misivas del presidente Chávez (1999b, 1999-2001, 2000), los cuales sirven de base para la formulación de nuestras hipótesis sobre la polarización social sugerida por el chavecismo.

    Uno de los aspectos bien instrumentalizados por Chávez fue el ataque permanente a la corrupción que, según él, estaba encarnada por los dirigentes del "Viejo Orden oligárquico" (Chávez 2000:2). La corrupción como mal que carcomió al sistema político es el origen de todos los males que aquejan a los venezolanos. Chávez llega al extremo de identificar a los defensores del sistema democrático establecido hace 40 años como hipócritas (Chávez 2000:3) y traidores (Chávez 1999:3). Esta acción conlleva a una polarización de la población: los "buenos", seguidores de Chávez y por lo tanto impolutos y enemigos de la corrupción--así hayan ocupado cargos públicos importantes en la IV República-- y los "malos", opositores del "proceso", corruptos defensores de las "viejas" prácticas que los han beneficiado en detrimento de la población.

    En particular, Chávez ha insistido en el argumento que la corrupción es la causa única y directa de las desgracias del país...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba