Decisión Nº 2768-15 de Juzgado Superior Décimo de lo Contencioso Administrativo (Caracas), 05-04-2017

EmisorJuzgado Superior Décimo de lo Contencioso Administrativo
PonenteGrisel Sanchez
Número de expediente2768-15
Fecha05 Abril 2017
PartesHENDERBERT ROBERTO HERNÁNDEZ ROA VS. DIRECCIÓN EJECUTIVA DE LA MAGISTRATURA.
Tipo de procesoQuerella Funcionarial
Número de sentencia060-17
TSJ Regiones - Decisión



REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA
EN SU NOMBRE
TRIBUNAL SUPERIOR DECIMO DE LO
CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO DE LA REGION CAPITAL


206° y 158°
PARTE QUERELLANTE: HENDERBERT ROBERTO HERNÁNDEZ ROA, venezolano, mayor de edad y titular de la cédula N°V- 16.876.197, abogado, inscrito en el instituto de Prevención Social del Abogado bajo el N° 228.341, actuando en su propio nombre y representación.

PARTE QUERELLADA: DIRECCIÓN EJECUTIVA DE LA MAGISTRATURA.

MOTIVO: QUERELLA FUNCIONARIAL

TIPO DE SENTENCIA: INTERLOCUTORIA CON FUERZA DEFINITIVA.

EXPEDIENTE: Nº 2768-15

I
ANTECEDENTES DEL CASO

En fecha 09 de julio de 2015m, se recibió del juzgado Superior Primero en lo Civil y Contencioso Admi8nistrativo de la Región Capital en funciones de Distribuidor, expediente contentivo de la querella funcionarial interpuesta por el ciudadano HENDERBERT ROBERTO HERNÁNDEZ ROA, venezolano, mayor de edad y titular de la cédula N°V- 16.876.197, abogado inscrito en el instituto de Prevención Social del Abogado bajo el N° 228.341, actuando en su propio nombre y representación, mediante la cual solicita a la DIRECCIÓN EJECUTIVA DE LA MAGISTRATURA (DEM) el pago de sus prestaciones sociales, además de aquellos conceptos que al momento de finalizar la relación de empleo público aún se le adeudan y a tal efecto precisó: prestación de antigüedad y días adicionales, horas extraordinarias, fidecomiso, bono de vacaciones no disfrutadas, bonificación de fin de año fraccionada, bonificación especial navideña, intereses moratorios e indemnización.

Mediante auto de fecha 13 de julio de 2015, este Tribunal admitió la querella interpuesta, asimismo se conminó a la parte querellante a consignar los fotostatos para que fueran practicadas las respectivas citaciones y notificaciones.

II
MOTIVACIONES PARA DECIDIR

Ahora bien, este Tribunal en base a las actuaciones reseñadas anteriormente, observa que el artículo 41 de la Ley Orgánica de la Jurisdicción Contencioso Administrativa contempla lo siguiente:
“…Toda instancia se extingue por el transcurso de un año sin haberse ejecutado ningún acto de procedimiento por las partes, salvo que el acto procesal siguiente le corresponda al Juez o Jueza, tal como la admisión de la demanda, la fijación de la audiencia y la admisión de pruebas.

Declarada la perención, podrá interponerse la acción inmediatamente después de la declaratoria”.

Sobre la figura de la perención, la Sala Político Administrativa del Tribunal Supremo de Justicia declaró en sentencia Nº 00117, de fecha 07 de febrero de 2013, lo siguiente:
“(…) La perención de la instancia es un mecanismo anómalo de terminación del proceso, en el sentido de que el pronunciamiento dictado por el operador de justicia que declare la perención no produce cosa juzgada material, pudiendo el accionante interponer nuevamente la acción en similares términos en que fue propuesta anteriormente, siempre que se encuentre dentro del lapso legal establecido a tales fines.
Se constituye entonces el referido instituto procesal como un mecanismo legal diseñado con el propósito de evitar que los procesos se perpetúen y los órganos de administración de justicia deban procurar la composición de causas en las cuales no existe interés de los sujetos procesales”.

Del texto citado destaca, que la paralización del proceso durante un (1) año por la inactividad de la parte, tiene como consecuencia la extinción de la instancia, a menos que la actuación dependa de la actuación del Juzgador, y una vez declarada, la parte tiene nuevamente la posibilidad de interponer la acción de forma inmediata.
Refleja el texto citado que la perención es un supuesto “…anómalo…” de finalización del proceso, vinculado al interés de la parte, la cual no causa cosa juzgada material y por ello el accionante puede ejercer nuevamente su acción, de forma inmediata.
En este sentido, la perención constituye una sanción contra el litigante negligente, y así para que opere esta institución se requiere el transcurso de un determinado período de tiempo y la inacción, es decir:
Tiempo: se exige un periodo de un año de inactividad en los juicios ante los Tribunales.
Inactividad: La inactividad consiste en no hacer actos de procedimiento por las partes.
De este modo dicha sanción trae como consecuencia, la extinción del proceso, que como bien hemos señalado, se da por haber transcurrido un año sin que el actor haya cumplido con las obligaciones que le impone la ley para dar Impulso procesal a la causa, evidenciándose una clara falta de actividad y de interés procesal en la misma.
En virtud de la motivación del fallo parcialmente trascrito supra que establece claramente los requisitos y alcance de la institución de la perención de instancia; puede evidenciar este Juzgado que de la revisión exhaustiva de las actas procesales que conforman el presente expediente, que corre inserto al folio 23, auto de fecha 13 de julio de 201, mediante la cual se admitió la querella funcionarial interpuesta, asimismo se conminó a la parte querellante a consignar los fotostatos para practicar la respectiva citación y notificación, sin embargo hasta el día de hoy, ha transcurrido más de un (01) año, sin que la parte interesada compareciera por sí o por medio de apoderado judicial alguno a impulsar la presente causa a manifestar su interés en dar continuidad al proceso, lo que evidencia una absoluta inactividad procesal por parte de la recurrente; así las cosas y en razón de lo antes expuesto, denota quien aquí decide, que la situación antes descrita encuadra en el supuesto de hecho descrito en lo establecido en la norma antes citada, la cual dispone que toda instancia se extingue por el transcurso de un año sin haberse ejecutado ningún acto de procedimiento por las partes, en este caso especialmente por la parte querellante, ciudadano HENDERBERT ROBERTO HERNÁNDEZ ROA antes identificado actuando en su propio nombre y representación. Perención de la Instancia. Así se decide.

III
DECISIÓN

En mérito de lo anterior, este Tribunal Superior Décimo de lo Contencioso Administrativo de la Región Capital, administrando Justicia en nombre de la República Bolivariana de Venezuela y por autoridad de la Ley declara CONSUMADA LA PERENCIÓN y EXTINGUIDA LA INSTANCIA en la querella interpuesta por el ciudadano HENDERBERT ROBERTO HERNÁNDEZ ROA, venezolano, mayor de edad y titular de la cédula N° V- 16.876.197, abogado, inscrito en el instituto de Prevención Social del Abogado bajo el N° 228.341, mediante la cual solicita a la DIRECCIÓN EJECUTIVA DE LA MAGISTRATURA, el pago de sus prestaciones sociales, además de aquellos conceptos que al momento de finalizar la relación de empleo público aún se le adeudan y a tal efecto precisó: prestación de antigüedad y días adicionales, horas extraordinarias, fidecomiso, bono de vacaciones no disfrutadas, bonificación de fin de año fraccionada, bonificación especial navideña, intereses moratorios e indemnización. Actuando en su propio nombre y representación.
Publíquese y regístrese.
Dada, firmada y sellada en la Sala de Despacho del Juzgado Superior Decimo de lo Contencioso Administrativo de la Región Capital, en Caracas a los cinco (05) días del mes de abril de 2017. Años 206º de la Independencia y 158º de la Federación.
LA JUEZA SUPLENTE,

Abg. GRISEL SANCHEZ PEREZ.
EL SECRETARIO,


ED EDWARD COLINA SANJUAN
En el mismo día, siendo las dos post meridiem (2:00 a.m.), se publicó y registró la anterior decisión, bajo el N° 060-17
EL SECRETARIO,

ED EDWARD COLINA SANJUAN

Exp N° 2768-15/GSP/EEC/mdt

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR