Karina: En la historia de mi hijo yo solo soy la transcriptora

 
EXTRACTO GRATUITO

El amor de madre na-ce antes que los hijos.Es un sentimiento que comienza a existir an tes de que el bebé tenga rostro, manos y piernas. Antes, incluso, de que un ecosonograma le confirme el sexo.Es una niña. Esa fue la no ticia que hace 11 años emocionó a Karina cuando en su vientre crecía Hannah. Los lazos, los vestidos, los zarcillos, todo se preparó para recibir a la segunda hija de la cantante, quien en realidad no estaba embarazada de una bebé sino de una lección de vida.Cuando Hannah nació la es peraban su madre, su padre, su hermana, las ilusiones, las navidades, las pijamadas, pero también los miedos, los prejuicios y los riesgos que vienen luego de que el cordón umbilical ya no existe.Empezó a hablar a los 18 me ses. Decía palabras muy sencillas como mom y dad ... Pero hubo una frase que llamó la atención de todos. A esa edad ya repetía ` I’m a boy ’ soy un niño. Le gustaba jugar con los carritos, la pelota, la pistola. Le molestaba mucho el cabello. Yo se lo amarraba, pero siempre me preguntaba cuándo se lo iba a cortar, así que le prometí que lo haría más adelante.No era un capricho, Karina lo supo carnaval tras carnaval.Ponerle el traje de Blancanieves me costó una tarde de llanto y amargura. Le incomodaba tanto usarlo que lo haló hasta romperlo.A los 6 años de edad Hannah se graduó de preescolar y para el acto usó un vestido, el último que se ha puesto en su corta vida. Karina entró en una fase de negación. Cuando su hija cumplió 7 años volvió a plantearle sus inquietudes a la pediatra, quien le dijo de nue vo: Quédate tranquila.El tiempo transcurrió y la in certidumbre también. Hannah tenía 10 años cuando su cuerpo empezó a desarrollarse: los senos reclamaban su espacio y los vellos también. Fue en ese momento que se activó su alarma: ¿Qué está pasando? ¡Este cuerpo no es mío! Un buen día me entrompó y me dijo: `Te acabo de enviar un mail. Dura 7 minutos. Quiero que lo veas ahorita’. Era un video explícito sobre el caso de una niña que estaba en transición para ser varón porque tenía disforia de género.Desde entonces, ese término se sumó al diccionario de Karina. La disforia de género es la discordancia entre el sexo asignado al nacer y la identidad de género, el sexo psicológico.Cuando terminó de ver el co rreo, ambas se encontraron.¿Entendiste mamá?, me...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA