Héroes anónimos trabajan por una mejor ciudad

 
EXTRACTO GRATUITO

RECUADRO 1

Artes para la integración

Los acordes de una guitarra suenan y terminan todas las conversaciones. Misael Cañas, de 55 años de edad, con discapacidad auditiva y visual, canta "Por estas calles", pero no se hace silencio.

Otras guitarras empiezan a sonar. El profesor Antonino Croce toca el bongó y Javier Páez, joven con autismo, empieza a tocar la clave, mientras la profesora Aiza Burguillo susurra en su oído: pa pa pa papa. También aparecen un par de violinistas. Una de ellas es la directora de la Escuela Integral de Talento Artístico Emaús, Evangelina Pacheco, la otra es una niña en control de todos sus sentidos.

Pacheco fundó Emaús hace 5 años, con la convicción de que con paciencia, amor, equilibrio y, sobre todo, con igualdad cualquiera es capaz de desarrollarse en algún arte. Trabaja con personas de cualquier lugar de Caracas: "Nuestra labor principal es la integración humana, que personas convencionales compartan con aquellos que tienen capacidades distintas". Desde entonces han pasado por sus talleres de música, danza, tango u origami más de 200 estudiantes, con edades comprendidas entre los 2 y los 95 años.

Los profesores de Emaús, además de artistas, son docentes: "Tenemos una base pedagógica clara y bien fundamentada".

Cada día la escuela imparte un taller distinto en un sitio distinto. Lo último no es a propósito, sino porque la organización no ha podido encontrar un lugar para impartir sus clases. "En este momento lo que más necesitamos es una sede, no importa que no sea propia, siempre que sea estable. La queremos y la merecemos".

La institución da algunas becas y aunque requieren recursos materiales, no se desaniman.

"Las obras de amor siempre reciben respuestas desde el amor, son muchos quienes nos han tendido la mano", afirmó Pacheco.

RECUADRO 2

Historia

Bajo la custodia de una admiradora de Bolívar

La memoria de Iris Rangel es privilegiada.

Camina por Santa Rosalía y es capaz de recordar con detalle el apellido de la familia a la que pertenece o perteneció alguna vivienda en la época colonial y señalar los sitios en los que alguna vez hubo una edificación con valor histórico.

En 1988 participó en la fundación de la Asociación para el Rescate del Patrimonio Histórico de Venezuela y desde entonces se ha convertido en su principal representante. "La organización surgió porque había la urgencia de detener la subasta de las joyas de la familia Bolívar en Nueva York", asegura.

Dice haber logrado el cometido, pues las...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA