El Uber de los derechos humanos

 
EXTRACTO GRATUITO

Todas las cuentas arrojan el mismo resultado. En apenas tres años el régimen de Nicolás Maduro ha multiplicado exponencialmente las cifras de represión que Hugo Chávez poseía. De hecho, a la llegada de Maduro al poder había solo 11 presos políticos en las cárceles venezolanas. Pero muy pronto las estadísticas vivieron un movimiento sísmico y apenas en el 2014 hubo más de 3.000 detenciones y el número de presos políticos desbordó los trescientos. El balance del esquema represivo de Maduro desde enero de 2014 hasta septiembre de 2016 es de 6.489 detenidos. Una barbaridad. Pero la cuenta sigue subiendo. La histórica marcha de este 1° de septiembre atizó la bilis del heredero del trono. Hubo 93 detenidos en todo el país y 34 heridos en la concentración del Obelisco en San Cristóbal. Aún no había ocurrido el episodio de Villa Rosa en Margarita. Allí Maduro perdió el control.El repique de las ollas en sus narices le hizo, entre otras vergüenzas, mandar a retener a varios habitantes de la humilde comunidad y enviar a la cárcel a Braulio Jatar, un periodista que solo cumplió con el papel de comunicar, desde la propia isla, los hechos.Este balance de cifras, tan escandaloso, lo ha registrado paso a paso Alfredo Romero, la figura tutelar --junto con Gonzalo Himiob-del Foro Penal Venezolano, quizás la ONG más perseguida y satanizada por el chavismo.El axioma es nítido. La represión siempre se asocia a la impopu laridad del gobernante. Si la calle te da la espalda, reprimes. Si una muchedumbre te grita revocatorio, reprimes. Si una señora humilde te cacerolea, reprimes. Claro, todo eso sí, solo sí, eres represor por naturaleza.Y ese es el equipaje de los tiranos: la fuerza bruta.*** Comenzaron siendo apenas cinco abogados. Detuvieron su mira da sobre las copiosas irregularidades del 11 de abril de 2002. Ese día Caracas se manchó de violencia, con culpables en todas las orillas.Ese día fue el epicentro de muchas historias de dolor. Tales abogados, sacudidos en su vocación, decidieron representar los casos de 8 asesinados y más de 30 heridos de bala. Les ofrecieron asistencia a los detenidos. Se inició una onda expansiva y se fueron sumando más abogados a lo largo del país. En paralelo, Chávez abrió las fauces de la represión. En 2004 surgieron las primeras guarimbas. Y todo fue in crescendo. En 2007, junto al cierre de RCTV, se incrementaron las detenciones. Pero ya no eran cinco abogados. Eran una...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA