Los censos de poblacion en Venezuela. Experiencias y retos al inicio del tercer milenio.

Autor:Di Brienza P., Maria
 
EXTRACTO GRATUITO

Resumen

Venezuela se está preparando para levantar este año su primer censo del tercer milenio, de manera que resulta oportuno revisar nuevamente lo que significa esta operación de gran envergadura, y por ello quizás una de las más costosas que emprende un país. Con este fin, los primeros apartes de este artículo, se dedican a repasar lo que es un censo, sus usos generales, a presentar brevemente algunas alternativas que se manejan para sustituir el censo "clásico" y la función que debería cumplir esta fuente de datos en el marco de un sistema estadístico integrado. Posteriormente se examina la experiencia censal del país, particularmente a partir de la década del 50, considerando los siguientes aspectos: el tipo de censo, el uso del muestreo en el empadronamiento, la evolución de sus contenidos y algunos indicadores que dan cuenta de la calidad de estas operaciones. Para finalizar se hacen algunas reflexiones en torno a la importancia de repotenciar el uso de los censos y fortalecer el Sistema Estadístico Nacional, con el propósito de contar a futuro con fuentes alternas menos costosas e igualmente útiles.

Palabras Claves: Censos de Población, Censos de Vivienda, Fuentes de Información, Sistemas Estadísticos.

Abstract

Venezuela is getting ready to raise this year its first census of the third millennium, so that it is opportune to revise what means this operation of great magnitude, may be one of the most expensive undertaken by the country. With this goal, the first part of the article reviews what is a census, its general uses, some alternatives that are managed to substitute the classic census, and the function that this source of data should fulfill in an integrated statistical system. Later on, [OMEGA] the article examines the country's experience in managing censuses, particularly in the last half of this century, considering the following aspects: census type, the use of sampling, evolution of its contents and some indicators that allow to evaluate the quality of all these operations, As a conclusion we offer some reflections about the importance of improving the usefulness of the censuses and of strengthening the National Statistical System, with the purpose of having in the future less expensive alternatives, and equally useful sources of information.

Keywords: Censuses of Population, Censuses of Housing, Sources of Information Uses, Statistical Systems

Résumé

Cette année, Venezuela se prépare pour leverson premier recensement du troisiéme millénaire, donc ii est opportun de réviser encore la signification de cette opération de grande envergure et, probablement, la plus coûteuse. Á cette fin, les premiers parts de cet article sont consacrés à revoir ce qui est un recensement, leurs usages généraux, ainsi que présenter quelques alternatives qui pourraient remplacer le recensement "classique". De la mema manière, l'article fait un survol sur la fonction que cette source de données devrait accomplir dans le cadre d'un système statistique intégré. Après, on examine l'expérience du Venezuela vis-à-vis les recensements, particulièrement depuis les années 50, en considérant les aspects suivants: le type du recensement, l'usage de l'échantillonnage dans le recensement, l'évolution de leurs contenus et quelques indicateurs qui rendent compte de la qualité de ces opérations. Finalement, on fait quelques réflexions sur l'importance de l'usage des recensements et sur le renforcement du Système Statistique National, ceci avec le propos de compter sur des sources alternatives, moins chères et également utiles.

Mots Clés: Recensements, Sourees d'Information, Systèmes Statistiques

INTRODUCCIÓN

El lector puede preguntarse por qué comenzamos este artículo preguntándonos ¿qué es un censo? Se supone que, salvo la población joven, todos hemos sido empadronados alguna vez y sabemos de qué se trata. Sin embargo, el poco conocimiento que se tiene sobre las características y costos de esta actividad estadística se manifiesta, de un lado, cuando en el momento de su planificación le hacemos todo tipo de exigencias en cuanto a los temas a investigar y, de otro lado, en el momento de la explotación cuando se aprovecha escasamente toda la información que esta fuente reporta, para el conjunto del país y a niveles geográficos desagregados. Por esta razón, las primeras secciones de este artículo se dedican a exponer lo qué se entiende por un censo de población, cuáles son sus características esenciales y sus usos básicos.

La segunda interrogante que se plantea versa sobre las posibilidades de substituir o no el censo de población por otras fuentes alternativas menos costosas y más eficientes. Al respecto, se recoge parte de la discusión sobre algunas modalidades adoptadas las cuales se basan fundamentalmente en el aprovechamiento de las fuentes de información existentes. En ese orden, se pasa a considerar al censo de población en el marco de un sistema estadístico integrado, con el fin de visualizar su justa importancia y la complementariedad que debe existir con el resto de los componentes del sistema (subsistemas de registros y encuestas).

Este año en Venezuela se realizará el primer censo del tercer milenio, por lo tanto el momento es oportuno para revisar brevemente nuestra experiencia, desde que el país se inserta en el Programa Censo de las Américas iniciado en los años cincuenta. Específicamente, se consideran aspectos como: los criterios utilizados para enumerar a la población, el uso del muestreo en el levantamiento, la evolución de la temática a investigar y los tipos de errores más frecuentes en los censos, cuya magnitud dan cuenta de su calidad.

En el estado actual de desarrollo del sistema estadístico nacional, difícilmente podemos plantearnos "vivir sin censo", no obstante que se trata de una actividad cada vez más onerosa para los países, de manera que corresponde entrar en una etapa de reflexión y de acción dirigida a optimizar el aprovechamiento de esta fuente. En ese sentido, en la última sección de este artículo se recoge una serie de ideas en torno a algunos retos que debemos enfrentar. Es indispensable consolidar los procesos de integración del sistema estadístico nacional, tarea en la cual es necesario evaluar y retomar algunas experiencias con logros reconocidos, como el trabajo de los comités de estadísticas y la creación de bases de datos multidisciplinarias, por señalar algunos ejemplos. Igualmente se requiere aunar importantes esfuerzos para propiciar la explotación de los datos censales en toda su potencialidad. Finalmente se llama la atención sobre la importancia de lograr mayores avances en la disponibilidad completa y oportuna de la información censal, así como en el mejoramiento de su calidad.

  1. ¿ SABEMOS QUÉ ES UN CENSO?

    El censo consiste en la enumeración exhaustiva de una población con sus principales características demográficas, económicas, sociales y culturales. Por su carácter exhaustivo y excepcional, el censo es la operación de recolección de datos más completa, a partir de la cual se obtiene una descripción detallada del perfil de los habitantes de un territorio. Según J. C. Chesnais, el censo es la herramienta privilegiada de la demografía y se diferencia de una simple enumeración por la riqueza de las informaciones que ofrece para conocer el volumen y la estructura de la población en un momento dado (J. C. Chesnais, 1995:7).

    A fin de expresar mejor el significado de un censo como fuente de información, algunos demógrafos como A. Sauvy y L. Chevalier, entre otros, han señalado que los empadronamientos son operaciones periódicas que fotografían el estado de la población en un momento determinado mostrando su distribución espacial y estructura según una serie de características: edad, sexo, situación conyugal, composición de los hogares, lugar de nacimiento, nivel de instrucción y situación ocupacional, entre otras.

    Tradicionalmente, las Naciones Unidas ha definido el censo de población como el conjunto de operaciones consistentes en recoger, recopilar, evaluar, analizar y publicar o divulgar de alguna otra forma datos demográficos, económicos y sociales relativos a todos los habitantes de un país, o de una parte bien delimitada de un país en un momento determinado (Naciones Unidas, 1998: 3).

    Por su naturaleza el censo de población supone: la enumeración de cada persona y el registro de sus características separadamente (empadronamiento individual), la inclusión de todas las personas que estén presentes y/o residan en un territorio delimitado (universalidad), el empadronamiento de todas las personas en una fecha lo más próxima posible a un momento determinado (simultaneidad) y la regularidad de su levantamiento (periodicidad definida) (Naciones Unidas, 1998:3).

    La práctica de efectuar censos de población es muy antigua. Inicialmente, los empadronamientos se realizaban con fines militares y/o tributarios, pero a través del tiempo su finalidad ha cambiado y se ha avanzado progresivamente en los métodos y técnicas para su ejecución. En la actualidad, los censos son herramientas fundamentales para: el ordenamiento territorial, la gestión de las políticas públicas, las actividades de particulares, instituciones comerciales, industriales y laborales, fines político-administrativos (la demarcación de circunscripciones electorales y distribución de los representantes de los poderes del Estado), la investigación en demografía y en las ciencias sociales, y el estudio de diferentes subgrupos poblacionales (étnicos, socio-profesionales, tipos de hogares).

    Entre otros usos del censo está la elaboración de las proyecciones de población, también proporciona el marco muestral para la preparación de encuestas y sirve como fuente de referencia para la evaluación de estadísticas continuas, principalmente las estadísticas vitales (Naciones Unidas, 1998: 6).

    El censo no sólo es la herramienta de recolección de datos más antigua sino también la más conocida por el público, pero además, como...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA