Sobre el nacionalismo

 
EXTRACTO GRATUITO

El nacionalismo es, ante todo, una paranoia escribí en el interviú. Una paranoia colectiva e individual. Como colectiva, es consecuencia de la envidia y del miedo, y ante todo es la consecuencia de la pérdida de la conciencia individual; según esto, la paranoia colectiva no es otra cosa que la suma de las paranoias individuales llevada al paroxismo. Si un individuo, en el marco de un proyecto social, no está en estado de expresarse, o ese proyecto social no le conviene, no lo estimula como individuo , o lo frena como individuo, es decir, no le permite alcanzar su entidad, se ve obligado a buscarla fuera de su identidad y de la estructura social. Así, él se convierte en miembro de un grupo pseudomasónico que como tarea y objetivo se plantea a sí mismo, al menos en apariencia, problemas de una importancia capital: la supervivencia y el prestigio de la nación, o la nación, la salvaguarda de la tradición y de las cosas sagradas nacionales, folclóricas, filosóficas, éticas, literarias, etcétera.Con la carga de semejante misión secreta, semisecreta o pública, el no nominatum se convierte en un hombre de acción, un tribuno del pueblo, una apariencia de individuo.Una vez que lo hemos reducido a esta medida, su verdadera medida, que lo hemos separado del rebaño, y apartado de la logia pseudomasónica, en la que él solo se había colocado o donde otros lo habían colocado, tenemos ante nosotros un individuo sin individualidad, un nacionalista, un pariente de Jules. Se trata de ese Jules de Sartre, que es el fracasado de la familia cuya única característica es que es capaz de palidecer ante la mención de un solo tema: los ingleses.Esta palidez, este temblor, este secreto suyo de ser capaz de palidecer ante la mención de los ingleses es su única identidad social y lo hace importante, existente: ni se le ocurra a usted mencionar ante él el té inglés , porque todos alrededor de la mesa empezarán a hacer guiños, a hacer señales con las manos y los pies, porque Jules es sensible a los ingleses, por Dios, es de dominio público, Jules detesta a los ingleses y quiere a los suyos, los franceses, en una palabra, Jules es un personaje, se convierte en un personaje gracias al té inglés .Un retrato semejante, aplica ble a todos los nacionalistas, puede, según este esquema, desarrollarse libremente hasta el final: el...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA